PLANETA HAMBRIENTRO. LO QUE COME EL MUNDO.EUROPA.

“Nada puede causar mayor placer a los ricos de hoy, que comer como los pobres de antaño” (Michel Charasse-exministro de Francia)
A través de las imágenes del fotógrafo americano Peter Menzel, tenemos la oportunidad de ser testigos de las desigualdades alimenticias que hay en el mundo, en el que sectores de población sobrealimentada conviven con otros sumidos en la desnutrición. El fotógrafo junto a la escritora Faith D'Aluisio, viajaron a lo largo de veinticuatro países de todo el planeta para describirnos los hábitos que en cada uno de ellos existen a la hora de comer. Pudieron ser testigos de los cambios que se han experimentado en la dieta del mundo entero, en las últimas dos décadas, como consecuencia del fenómeno de la globalización. No solo tomaron testimonio grafico de las familias sino que visitaron supermercados, puestos de comida ambulante y todas aquellas cosas que nos ayudaran a entender la cultura y el estado de la gastronomía de cada país.
EUROPA

ALEMANIA-FAMILIA MELANDER-Barteheide

Las mañanas de fin de semana comienzan con un desayuno de bollos de panadería local. Normalmente cocina la madre, su horario laboral contribuye a que padre e hijos se preparen su propia comida. Las compras las realizan en supermercados, pero sin renunciar a la costumbre alemana de visitar periódicamente los mercadillos que son frecuentes en pueblos y ciudades, aun en los días de invierno más crudo, cuando el vino caliente Gluwein mantiene a los compradores calientes. Los vendedores ambulantes viajan de ciudad en ciudad ofreciendo productos locales, condimentos, quesos, carnes y pescados.


BOSNIA-FAMILIA DUDO-Sarajevo

Durante los peores días de la guerra, al comienzo de la década de los noventa, la familia Dudo logro evitar las colas de racionamiento de agua, blanco favorito de los francotiradores, obteniendo agua de un pozo que habían perforado antes de la contienda, compartiéndolo con algunos vecinos. Pasada la guerra la vida es mucho más fácil pero aun luchan por recuperar la seguridad económica anterior al conflicto. Ella trabaja en una organización humanitaria de ayuda a los musulmanes, y él es taxista. Es costumbre que la familia se reúna a la hora del almuerzo, la comida más importante del día.


FRANCIA-FAMILIA LE MOINE-Montruil


Durante la semana, los padres, él técnico en una empresa americana de informática, ella, empleada en una biblioteca pública, comen en sus respectivos trabajos mientras tanto sus dos hijas subsisten a base de yogures, comida china y comida industrial tipo Mcdonald. Sin embargo los fines de semana, procuran cocinar según la tradición francesa: gratinados, carnes con presentaciones complejas, ensaladas y quesos, postres muy elaborados, todo ello acompañado de vino francés. Por sus actividades, cada vez acuden menos a clásicos de distribución, generalmente compran en los supermercados Auchan.


ITALIA-FAMILIA MANZO-Sicilia.



El padre es vendedor en una pescadería en las proximidades de su casa. Se levanta antes del amanecer y acarrea con un cubo de hielo para extenderlo a lo largo del mostrador a manera de cama sobre la cual expondrá el pescado para vender. Su esposa también madruga, para atender a sus hijos mayores, que se van muy temprano para el colegio. En su camino hacia el colegio hacen una pequeña parada en la pescadería donde trabaja el padre para pedirle dinero que gastaran en caramelos y zumos industriales.

POLONIA-FAMILIA SOBCZYNSCY-Konstancin-Jezioma


La familia Sobczynscy está cumpliendo el sueño de construirse una casa en las afueras de Varsovia, después de compartir apartamento con los padres de ella tras quince años de matrimonio. Aunque sea costumbre polaca convivir varias generaciones bajo un mismo techo ellos desean disponer ya de su propio espacio. Recientemente han abierto un restaurante de sushi, él ejerce de chef, ya que aprendió con un maestro japonés en Varsovia. Para comer en familia siguen las costumbres polacas aunque las nuevas generaciones sienten una fuerte atracción por la comida basura.


REINO UNIDO-FAMILIA BAINTON-Collingbourne Ducis.


El entorno de la familia Bainton está formado por una típica postal inglesa, un paisaje muy verde al oeste del país, fértiles campos de cultivo salpicados de pequeñas casas rurales. Él es soldador, pero avezado en el arte culinario, ella es profesora de niños con necesidades especiales, y quien normalmente se ocupa de cocinar, aunque durante la mayor parte de la semana se conforme con comida rápida congelada. Sin embargo durante los fines de semana disfrutan del típico desayuno inglés consistente en salchichas con huevos, tomates estofados y judías pintas sobre tostadas. Sus compras las suelen realizar en los almacenes Waitrose.

No hay comentarios: